Mientras que para las aerolíneas que vuelan dentro del país Aeroparque está saturado, para Aerolíneas Argentinas hay lugar para volar a Colombia, como también para las empresas de ese país

0
760

La Resolución 194/2022, publicada en el Boletín Oficial el jueves 28 de abril y firmada por Paola Tamburelli, titular de la ANAC, no solo termina por ratificar su condición de militante sino también la discrecionalidad, arbitrariedad y política discriminatoria con que se mueve la actual administración sobre la industria aerocomercial argentina.

Es probable que Tamburelli diga que no es una decisión suya, que “vino de arriba”, pero resulta extraño que un funcionario bajo cuya responsabilidad está la aviación argentina acepte decisiones que no comparte y que otros toman sobre su sector.

Es así que aerolíneas locales como Flybondi y JetSmart deben distribuir sus flotas entre Aeroparque y Ezeiza por “falta de espacio”, (antes les bloquearon El Palomar), lo cual encarece tremendamente la operación y afecta la comodidad y economía de los pasajeros, Aerolíneas Argentina se da el lujo de programar sus vuelos a Colombia desde la aerostación ubicada frente al rio. Esto, obviamente, habilita a que empresas de aquel país, por aquello de la reciprocidad, también pretenda operar desde el centro de Buenos Aires.

La resolución de la ANAC, que no explica los fundamentos excepto que es un pedido de Aerolíneas Argentinas, lo que hace es modificar la resolución que en 2020 dispuso “la internacionalización del Aeroparque Jorge Newbery de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires con relación a la República Federativa de Brasil, la República del Paraguay, la República de Chile, el Estado Plurinacional de Bolivia, la República del Perú”. Y ahora, la República de Colombia.

¿Será en esta línea por lo que algunos hablan dentro de la empresa estatal de vuelos a Miami desde Aeroparque, lo que implicaría también la llegada de aeronaves con idéntica procedencia y matrícula estadounidense? Se podrá decir que la Resolución que estableció la internacionalización de Aeroparque tiene como límite aviones de hasta 200 asientos en un claro intento entonces de bloquear a los A321 de algunas aerolíneas latinoamericanas. ¿Pero qué dificultad tiene ANAC en firmar un nuevo decreto llevando el límite a la capacidad de un A330-200?

En síntesis, aquellos argentinos que aspiren a un vuelo de seis o nueve horas puedan embarcar cómodamente desde el centro de la ciudad de Buenos Aires, pero no así quienes necesiten trasladarse a Posadas, Jujuy, Mendoza, etc…

“Cosas veredes Sancho”

Resolucion ANAC 194-2022 AEP CO

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here