AEROLÍNEAS ARGENTINAS RECIBIÓ DEL TESORO U$S 1,9 MILLONES POR DÍA DESDE QUE EL ESTADO SE HIZO CARGO

0
376

Los 955 millones de pesos (U$S 112 millones al cambio oficial) que el Poder Ejecutivo le transfirió a Aerolíneas y Austral hace diez días confirma que la mal llamada empresa de bandera -ver resolución de la IATA- es un barril sin fondo. El dato pone también en evidencia que mientras partidas para salud y educación fueron subejecutadas (se utilizó apenas entre un 20 a un 25 por ciento de lo fijado) Aerolíneas y Austral hicieron uso de un 185% del presupuesto asignado. A este ritmo, es posible que casi dupliquen al terminar el 2014 lo que habían previsto cuando empezó el año. Es evidente, cuando se analiza la evolución de los subsidios, que es poco lo que las promocionadas mejoras aportaron a la economía de la aerolínea, cuyos pares en la región crecen sin dificultad. Un análisis a partir de los balances, informes de gestión y datos de la Asociación Argentina de Presupuesto (ASAP) muestra que los aportes para soportar las necesidades económicas de Aerolíneas y Austral (sólo un 4,30% se destinó a la compra de aeronaves) han variado muy ligeramente en valores nominales en los últimos años y que en total recibieron desde el 10 de julio de 2008 (cuando el Estado se hizo cargo) y el 30 de septiembre de 2014 algo más de U$S 4.400 millones (20.342 millones de pesos), que al dividirlos por los 2.273 días de gestión oficial arroja una contribución diaria de U$S 1,937 millones. Al efectuarse el desglose anual salta a la vista lo lejos que quedó el compromiso ante el Congreso de Mariano Recalde y Axel Kicillof, presidente y subgerente general por aquel entonces de la compañía, de equilibrio en 2013 y rentabilidad en 2014. En los seis meses que la empresa estuvo a cargo del Estado en 2008, se transfirieron fondos por U$S 336 millones. En 2009 el aporte para todo el año trepó a U$S 605 millones, en 2010 a U$S 722 millones, en 2011 a U$S 748 millones y en el 2012 a U$S 893 millones. En 2013 los aportes se redujeron a U$S 687 millones. Con lo recibido hasta septiembre más las últimas modificaciones al presupuesto el estimado para este año asciende a unos U$S 620 millones. Aunque nunca está dicha la última palabra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here