Otro golpe para Boeing: la FAA consideró incompletos los documentos de certificación del Boeing 787

0
227

El último viernes, los reguladores de seguridad aérea de Estados Unidos le comunicaron al fabricante que consideran incompleta la documentación que presentaron para obtener la aprobación destinada a reanudar las entregas de su 787 a las aerolíneas.

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) identificó una serie de omisiones en la documentación presentada por Boeing a fines de abril. Esto podría acarrear nuevos retrasos en las entregas, que fueron suspendidas el año pasado por defectos de producción.

Las acciones de Boeing recortaban sus ganancias ese viernes por la tarde y subían un 1% a 125,12 dólares, después de haber ganado hasta un 6,2% al principio de la sesión.

El presidente ejecutivo de Boeing, Dave Calhoun, había destacado la presentación en una conferencia telefónica sobre los resultados de la compañía del 27 de abril, calificándola como un “paso muy importante” y diciendo que estaba preparando los primeros 787 para su entrega, aunque no dio una fecha.

Un portavoz de Boeing dijo que la compañía “sigue manteniendo un diálogo transparente y trabajando estrechamente con la FAA en los pasos restantes”. Pero no dio más detalles y solo se limitó a decir que “la seguridad impone el ritmo de nuestras revisiones”.

Las entregas del 787 han estado detenidas durante un año mientras Boeing realiza inspecciones y reparaciones, un problema industrial que se espera que le cueste unos 5.500 millones de dólares.

Boeing tiene más de 100 de estos aparatos en su inventario, por un valor de unos 12.500 millones de dólares.

Este problema con los Dreamliners se suma al de los 737 MAX, los aviones más vendidos, ambos vitales para que la empresa estadounidense pueda superar la pandemia y la crisis de seguridad de los aviones, una tarea complicada por los cuellos de botella en la cadena de suministro y la guerra en Ucrania.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here