España planea prohibir los vuelos cortos con alternativas en tren y las aerolíneas alzan la voz

0
400

Mientras por un lado se anunciaba la llegada del tren AVE de alta velocidad a Barajas, por el otro el ministro de Transportes español, José Luis Ábalos, presentó su plan España 2050 que incluye la aspiración de prohibir los vuelos con alternativas en tren con tiempos de viaje inferiores a las 2,5 horas. La medida es idéntica a la promovida en Francia y ha generado la rápida protesta de la Asociación de Líneas Aéreas (ALA).

Otra iniciativa que no ha caído bien es la de la posible introducción de una tasa que desincentive al viajero frecuente o que cargue a los billetes en función de la distancia de vuelo.

Desde el punto de vista de ALA, una fiscalidad más agresiva desalentará al pasajero a volar, lo que tendrá un impacto “devastador” sobre el turismo, principal motor de crecimiento del país, y por tanto de la economía y el empleo. Y la prohibición de vuelos cortos “desplazará las operaciones en conexión a aeropuertos de terceros países”.

Es decir, el viajero de regiones españolas periféricas que quiera volar a América o Asia, por ejemplo, lo haría a través de París, Fráncfort, Roma o cualquier otro enclave europeo. Las emisiones se mantendrían y el hub de Madrid perdería competitividad. Todo ello si el AVE no es capaz de garantizar una conectividad prácticamente puerta a puerta incluso para el equipaje.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here