Anuncian el reinicio de las obras de la nueva terminal de partidas de Ezeiza que iniciara Mauricio Macri pero que no pudo inaugurar. La nueva fecha sería durante el primer trimestre de 2023

0
320

Este jueves, cuando el ministro de Transporte de la Nación, Alexis Guerrera, visitó – por primera vez desde que está a cargo de la cartera -, las obras inconclusas de la nueva terminal de pasajeros del aeropuerto Internacional de Ezeiza, anunció junto al Directorio del Organismo Regulador del Sistema Nacional de Aeropuertos (ORSNA) y directivos de Aeropuertos Argentina 2000, el reinicio de las obras.

Construcción monumental – conocida como el “Zeppelin”, por su diseño – que se iniciara en el arranque del gobierno de Cambiemos y que pretendía inaugurar hacía el fin de su presidencia (aunque quedaran algunos detalles por terminar) Mauricio Macrí.

El anuncio de Guerrera – casualidad o no – se hizo apenas unos días después de la asunción de Sergio Massa, mentor del actual ministro y cercano, según los medios, a Eduardo Eurnekian fundador de Corporación América.

Todo avanzaba según lo planeado para la inauguración de la terminar antes del 30 de octubre de 2019, pero un mes antes, el 24 de septiembre, un accidente con la consecuente muerte de un operario y 13 heridos derivó en que la justicia clausurara momentáneamente la obra. Chau festejo para el macrismo.

Recién el 6 de enero de 2020, la justicia levantó la clausura de la obra. Sin embargo, no hubo intención – ya estaban en el gobierno Alberto Fernández, Cristina Fernández y Sergio Massa – de continuar con la obra que se identificaba con la gestión anterior, además del inicio de la pandemia y de la obsesión del oficialismo por ampliar la capacidad de Aeroparque. Hacía allí se volcaron todos los esfuerzos, incluidos los económicos.  Eso llevó a que no se avanzara con las obras y lo hasta entonces construido se convirtiera en un elefante blanco.

Ahora, 31 meses después, pareciera que “llegó el momento de inaugurar una nueva terminal que permitirá incrementar capacidades para brindar una mejor experiencia de viaje a 470 mil pasajeros mensuales, a comienzos del 2023”.

Tras la visita de este jueves y el anuncio del reinicio de los trabajos, Guerrera afirmó que “la nueva terminal contará con un nuevo diseño, con la incorporación de toda la tecnología de punta que tienen los grandes aeropuertos del mundo, tomando conceptos muy avanzados y modernos en seguridad aeroportuaria. Es una obra que hubo que renegociarla, y que fue este gobierno el que la reinició, después de una inauguración fallida con la que se intentó meter en el último tramo de la gestión de Mauricio Macri pero que le faltaba mucho”.

Como si a los usuarios le importara si se hizo durante la gestión de Macri o de Fernandez, o finalmente quien lo inaugure.

Según lo que se conoció esta semana, la inversión necesaria para su finalización, que estará a cargo de AA2000 y del fidecomiso entre la empresa y el ORSNA, rondará los 4.000 millones de pesos.

La finalización de esta obra, que según el comunicado del Ministerio será un orgullo, “permitirá, posteriormente a su puesta en operación, reasignar espacios que actualmente se encuentran dedicados a flujos de partida para ser utilizados para los arribos. Esto facilitará ampliar sectores de migraciones, de retiro de equipajes, de control de aduanas y otras, lo que brindará una operación más eficiente y cómoda”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here