La novela VIVA AIR: Avianca detalla propuestas mientras VIVA se desprende de aviones

0
820

Luego de unos días “agitados” con VIVA iniciando el Proceso de Recuperación empresarial, y Jetsmart y LATAM Colombia sumándose a los interesados por quedarse con la marca, Avianca alzó la voz.

La tradicional compañía colombiana reiteró un escrito detallando sus cinco propuestas que demuestran el interés de mantener el equilibrio en el mercado; la marca Viva y sus empleos formales; la conectividad de las regiones y la protección a miles de pasajeros que vuelan por esa aerolínea.

  1. Disminución de participación en El Dorado: Si Avianca y Viva son parte de un mismo grupo empresarial, entregarían hasta 105 slots, es decir permisos de despegue y aterrizaje. Con estos espacios disponibles en distintas franjas horarias, que incluyen las de mayor tráfico de pasajeros, cualquier otra aerolínea que cuente con aviones y capacidad de inversión, podría entrar a operar hasta 15 aviones adicionales en El Dorado, el único aeropuerto en Colombia que hoy cuenta con restricciones que limitan la entrada libre a líneas aéreas que quieran competir.
  2. Supervivencia de Viva: Se mantendría la marca y su modelo de negocio low-cost, puestos de trabajo, aviones y rutas que Viva opera de manera exclusiva.
  3. Protección de tarifas y/o frecuencias: En las rutas en las que Avianca y Viva en conjunto tengan alta participación como resultado de la transacción se protegerían las tarifas y/o frecuencias, según sea el caso.
  4. Impulso al rol social de Satena en la conectividad regional: Ofrecimiento a Satena de códigos compartidos o acuerdos interlínea en las rutas donde este sea el único operador, permitiendo a los pasajeros de los territorios más aislados conectar con todos los destinos de la red de Avianca y fortaleciendo su innegable protagonismo regional.
  5. Mantenimiento de acuerdos interlínea de Viva: Se garantizará que las aerolíneas extranjeras que distribuyen sus pasajeros a través de Viva lo puedan seguir haciendo y con ello su acceso garantizado al mercado colombiano.

“Estas propuestas abordan las inquietudes de la autoridad relacionadas con proteger el servicio de transporte aéreo, el equilibro del mercado y su genuino propósito de cuidar a los usuarios y a los trabajadores de Viva. Confiamos en que la autoridad aprobará la integración con condicionamientos, permitiendo que Colombia fortalezca el turismo como motor de desarrollo”, dijo Adrian Neuhauser, Presidente y CEO de Avianca.

“Hoy Colombia ya es uno de los mercados más competitivos del mundo, con 10 operadores domésticos y 30 internacionales. Lo esencial en esta discusión es no debilitar a aquellos actores que sí buscan permanecer y conectar Colombia”, agregó Neuhauser.

Avianca considera que las recientes propuestas de distintos competidores son técnicamente inviables, toda vez que cualquier toma de control de Viva requeriría, una vez acordada la compra, procesos de aprobación en diversos países que tomarían tiempo que la low-cost claramente no tiene. Por eso, ponemos en tela de juicio la intención real de estas ‘ofertas’ de actores que luego de oponerse a la integración por meses y negar la existencia de una crisis, hoy quieren aparecer como salvadores con ‘soluciones’ que carecen de credibilidad.

La compañía confía en la respuesta oportuna de la autoridad ante el trámite de integración que se inició en agosto del año pasado, buscando que prime la conectividad de las regiones, la prestación del servicio de transporte aéreo y la preservación de empleos formales.

Mientras tanto, VIVA dejará de operar cinco aeronaves que serán devuelta al leassor, según confirmó el abogado Carlos Roncancio, que representa a la organización sindical de los trabajadores del transporte aéreo colombiano, servicios logística y conexos (Sintratac). De esta forma, Viva queda operando con una flota de 16 aviones.

Ante este escenario, Latam Airlines informó que ofrecerá reacomodar a los pasajeros de Viva Air Colombia que se verán afectados a partir del 21 de febrero según la decisión conocida a través medios de comunicación en la que un arrendador de aviones pone cinco de sus aeronaves en tierra.

Por su parte, la Aerocivil dio a conocer cómo va el proceso de integración de Avianca y Viva Air. Por medio de la Resolución 300 del 17 de febrero del 2023, estableció que el trámite continuará bajo el artículo 10 de la Ley 1340 de 2009, por medio de la cual se dictan normas en materia de protección de la competencia.

Con esto decidió comunicar a la Superintendencia de Transporte, como entidad que ejerce control y vigilancia, para que, de considerarlo pertinente, intervenga en el trámite con el fin de aportar elementos de utilidad para el análisis de la operación proyectada, advirtiéndole que tendrá un plazo de quince días, conforme a la ley.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here