Suecia decide dejar de aportar en SAS

0
137

El gobierno sueco comunicó su decisión de dejar de inyectar nuevo capital en Scandinavian Airlines (SAS). Tras las declaraciones, las acciones de la aerolínea cayeron a mínimos históricos, frente al proceso de reestructuración de la aerolínea.

Según Reuters, SAS dijo que el plan de reestructuración anunciado en febrero dependía de la recaudación de 9.500 millones de coronas suecas (968 millones de dólares) en efectivo y de la conversión de 20.000 millones de coronas de deuda en capital, advirtiendo de problemas de liquidez si no se lograba.

Pero ningún accionista, incluidos los principales propietarios, Suecia y Dinamarca, con una participación del 21,8% cada uno en la compañía, se ha comprometido con el plan.

“Queremos dejar claro que no inyectaremos nuevo capital en SAS en el futuro”, dijo el sueco Karl-Petter Thorwaldsson en una conferencia de prensa. El ministro indicó que, sin embargo, propondría al parlamento que se permitiera a SAS convertir la deuda que tiene con el gobierno en capital social. A largo plazo, el gobierno sigue queriendo salirse de SAS, añadió, reiterando una postura de hace años.

La aerolínea dijo en un comunicado que la decisión de Suecia de apoyar la conversión de la deuda era un paso importante para que la transformación tuviera éxito.

En las últimas décadas, Suecia ha inyectado 8.200 millones de coronas (834 millones de dólares) en la aerolínea, incluso a través de préstamos para rescatar a la compañía del colapso durante la pandemia del COVID-19.

El consejero delegado, Anko van der Werff, dijo la semana pasada que para atraer a nuevos inversores, SAS debe reducir los costes de los aviones alquilados que no se utilizan debido al cierre del espacio aéreo ruso y a la lenta recuperación de Asia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here