HASTA FEBRERO SIN NOVEDADES POR LOS AVIONES DE PLUNA

0
113

La incertidumbre sobre qué pasará con los aviones de Pluna, y cuándo cobrarán los acreedores tras la liquidación de la compañía y el fallo de inconstitucionalidad de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) sobre la ley de la quiebra, durará al menos hasta febrero de 2014. Ello se explica porque el expediente del caso volverá al concurso una vez que la SCJ se expida sobre el recurso de inconstitucionalidad que presentó el síndico, para que la sentencia comprenda a todos los acreedores. Lo único que puede adelantar los plazos es que el Poder Legislativo derogue la ley. Pero luego que eso suceda, la sindicatura debe trabajar en la verificación de los créditos, antes que los acreedores cobren lo que la Pluna les quedó debiendo. Para expedirse sobre la inconstitucionalidad en todos los casos, la Corte dedicará varias semanas al estudio del escrito del síndico, por lo que el expediente volverá al concurso después de la feria judicial mayor de enero. Según señaló un ministro de la Corte, una vez que el síndico presente el recurso de inconstitucionalidad, deberá realizarse un nuevo sorteo para que un ministro de un tribunal de apelaciones ocupe el lugar de Julio Chalar, quien se excusó por tener un familiar que trabaja en el estudio que redactó la ley. En la sentencia que ya salió, Chalar fue sustituido por Angel Cal, quien falló que los accionantes no tenían legitimidad para presentar el recurso. Cada ministro tiene 20 días prorrogables por otros 20 días para estudiar el expediente. Ese limbo permite que la ley siga vigente y aplicándose, por lo que el fideicomiso sigue administrando los siete aviones Bombardier, de los cuales el Estado es garante de su pago ante el Scotiabank. Por otra parte, el sindicato de extrabajadores de Pluna sigue con optimismo el desenlace del nuevo capítulo de la novela. Su proyecto de comenzar a volar con la nueva aerolínea de bandera Alas Uruguay se podría ver beneficiado con el remate de los aviones en el concurso. Ellos habían acordado con el gobierno la compra de tres aviones, pero la transacción se ve suspendida por el fallo de la SCJ. Ahora, los acreedores podrían acordar con Alas Uruguay la venta de los aviones.