Rusia comienza a acordar con los grandes leasors internacionales

0
170

Ante un tribual irlandés, las principales empresas de arrendamiento de aeronaves comenzaron a llegar a acuerdos con el gobierno ruso. En un primer tramo, se llegó a un acuerdo por US$ 2.700 millones, lo que supone una cuarta parte del valor de los 400 aviones “atrapados” en Rusia, producto de las sanciones económicas impuestas al país por la invasión de Ucrania, en 2022. Técnicamente, tras el pago, parte de los aviones pasaron a la propiedad de la empresa estatal de seguros NSK, que actuó como intermediario y se las transfirió a las aerolíneas rusas. El total de dinero involucrado alcanzaría unos US$ 8 mil millones. Entre las empresas que rubricaron este acuerdo se encuentran AerCap, que ya en septiembre del año pasado recibió US$ 645 millones por los aviones que utiliza Aeroflot y su filial Rossiya. En diciembre, recibió otros US$ 572 millones a cambio de los aviones utilizados por Ural Airlines y Siberia Airlines. En total AerCap pretende recuperar el dinero perdido de la propiedad de 116 aviones.