Un A330-200 de Aerolíneas Argentinas responsable de trasladar a la comitiva presidencial durante la gira por Estados Unidos

0
136

Hasta hace un par de meses se seguía hablando de la compra de un avión presidencial destinado a reemplazar al Tango 01, el B757 adquirido durante la presidencia de Carlos Menem. Lo último que trascendió es que ya no estaban pensando en un B757 sino en un B737 adaptado para esta función y para hacer vuelos más largos sin necesidad de reaprovisionarse.

La realidad, por lo que se vio esta semana, parece ser la utilización nuevamente de una máquina de Aerolíneas Argentinas al servicio de una gira presidencial. Es lo que ocurrió esta semana con el actual viaje del presidente de la Nación a Nueva York y Houston, por una comitiva de 48 personas.

El Airbus A330-200, matrícula LV-FVH, partió este sábado rumbo al aeropuerto John F Kennedy de Nueva York, y una vez desembarcada la comitiva, despegó rumbo al aeropuerto cívico militar de Stewart (SWF), en Orange, también en Nueva York, donde permaneció hasta después de la presentación de Alberto Fernández en la ONU el martes. De allí partió hacia Houston, Texas, donde tenía previsto partir hacia Buenos Aires este miércoles a las 19:15

¿Quién cargará con los costos de este vuelo? Se entiende que Aerolíneas le facturará al Gobierno los costos operativos del mismo: combustible, mantenimiento, tripulación. ¿Qué pasa con el costo de oportunidad? Es decir, el tiempo que la empresa no dispondría del avión. Aquí los especialistas opinan que no generara un perjuicio excesivo a la compañía ya que la demanda de los vuelos internacionales aún no termina de recuperarse.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here