LA PARTICIPACIÓN ARGENTINA EN ALTA 2018: DE OLVIDADA AL CENTRO DE LA ESCENA

0
703

(Ciudad de Panamá, enviado especial) Hace unos años atrás, durante los encuentros de ALTA, era muy difícil que se mencionara a la Argentina. A pesar de la presencia de algunas numerosas comitivas de Aerolíneas Argentinas durante la gestión Recalde (y de medios oficialistas que lo acompañaban), los datos del sector aéreo del país no entraban ni siquiera en las estadísticas (y cuando lo hacían era en los puntos negativos junto a Venezuela). Un giro rotundo a lo que se vivió en la edición 2018 del Foro, con la presencia del ministro de transporte Guillermo Dietrich, aunque sin presencia de la aerolínea estatal, -ni de ninguna línea aérea local- y con una destacada participación en cada foro y discurso. No hubo un solo panel que no hablara del “caso Argentina”. Desde la primer bienvenida, cuando el Presidente de la República de Panamá agradeció a la gestión Macri por la apertura del mercado, y recordó una anécdota de hace unos 20 años cuando para ir a Mendoza precisó 28 horas y tres transbordos que le permitían conectar ambas ciudades, y que desde hace un año están a solo 6 horas de distancia gracias al vuelo directo de Copa Airlines. A su turno Alexandre de Juniac, hizo su presentación en inglés para solamente decir en español “Revolución de los Aviones” al referirse como un hito regional las políticas implementadas por la cartera que dirige Guillermo Dietrich, (aunque no perdió la oportunidad para remarcar que la Argentina es aún un país caro para operar). Pero la frutilla del postre, sin dudas, estuvo durante la entrega del premio Alas de América, que la asociación otorga a aquellos miembros de la industria por su destacada labor y que este año fue para el ministro de transporte argentino. (Continúa)