EL TIEMPO PASA Y SE DEPRECIAN LOS CRJ DE PLUNA

0
384

La Asociación Uruguaya de Peritos (AUPE), que ejerce la sindicatura en el proceso concursal de Pluna S.A., presentó ante la jueza Teresita Rodríguez Mascardi un escrito pidiendo autorización para firmar un contrato de venta con la empresa estadounidense Strategic Air Finance (SAF), que pretende comprar los siete aviones Bombardier CRJ-900 que pertenecieron a la aerolínea cerrada en 2012. Inicialmente, el acuerdo entre la sindicatura y SAF implicaba un precio de US$ 11 millones por avión, lo que por las siete aeronaves totalizaba US$ 77 millones. Sin embargo, como se detectaron fallas en nueve de los 14 motores de los aviones, se acordó una rebaja de US$ 6,3 millones en el precio final de las aeronaves. Esa baja contempla lo que SAF tendrá que invertir en la reparación de los motores -900 mil dólares por motor- y también los costos extras que la empresa deberá asumir, ya que dos de ellos no están en condiciones de volar y requerirán reparaciones más complejas. En 2008, bajo la gestión del empresario Matías Campiani, quien está en prisión desde diciembre de 2013, Pluna compró los siete Bombardier CRJ-900 en US$ 203 millones (US$ 29 millones cada uno). En mayo, la sindicatura verificó que Pluna S.A. tiene deudas por cerca de US$ 170 millones, por lo que aún vendiendo las aeronaves -que son el principal activo de la empresa- todavía quedarán por cubrir US$ 100 millones

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here