EXTITULAR DE AEROLÍNEAS ARGENTINAS PRESO

0
202

Gerardo Diaz Ferrán era el más introvertido de los socios. Asumió la presidencia de Aerolíneas Argentinas cuando el gobierno que encabezaba Néstor Kirchner presionó lo suficiente como para que Antonio Mata fuera eyectado de ese sillón. El empresario, que acumula varias causas ante la Justicia, fue detenido esta semana acusado por presunto delito de quiebra fraudulenta, apropiación indebida y desvió de fondos. El dinero, según un informe de la brigada de blanqueo de la Policía Nacional, estaría en Suiza. En su casa había unos módicos 150.000 euros en metálico y un kilo de oro. Para gastos menores. Al inicio del proceso, la Audiencia Nacional ya había ordenado el embargo de sus bienes aunque el empresario se había declarado en quiebra personal al no poder hacer frente a la cantidad que se le exige por la quiebra de Marsans, que asciende a 417 millones de euros. El dinero estaría en una cuenta a nombre de Ángel Cabo, quien en su momento compró Marsans a precio de regalo, por lo que se supone que estaría actuando como testaferro. De Cabo -en su casa encontraron un millón de euros- también fue detenido. Díaz Ferrán culpó a su socio, Gonzalo Pascual, fallecido hace cinco meses, de llevar a Marsans a la ruina ya que él – dijo – tenía pocas funciones ejecutivas en el grupo. De hecho, llegó a declarar que él solo era responsable del transporte por carretera de Marsans y que Pascual gestionaba la división de transporte aéreo. Marsans se declaró en quiebra en 2010 dejando más de 4.700 afectados y una deuda acumulada superior a los 400 millones de euros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here