LOS FABRICANTES CON PROBLEMAS PARA VENDER A SUS GIGANTES

0
193

En lo que va del 2012 Airbus vendió solo cuatro de sus A380 –el objetivo era vender 30 durante todo el año– y Boeing no logra un nuevo acuerdo de compra para su B747-8 desde julio de 2011, cuando cerró con Air China una venta que se concretó esta semana. Según un informe de Bloomberg, esta realidad a la que se están enfrentando los fabricantes de los denominados superaviones se debe a que para cualquier compañía es una tarea de enormes proporciones llenar 500 asientos con cada salida. La crisis en Europa y la desaceleración en Asia también están afectando la compra de estas aeronaves de cuatro motores. Las mejoras en el rendimiento de jets más pequeños también están erosionando el mercado. A la fecha existen 257 pedidos del A380; 106 del 747-8 que se comparan con 824 solicitudes por el 787 Dreamliner. La buena noticia es que algunos no creen que estas aeronaves vayan a desaparecer. “Uno o dos o tres años en los que la demanda por aviones muy grandes no es tan fuerte no significa que puedas anunciar prematuramente el fin de estas naves”, dice Tom Enders, CEO de EADS, la matriz de Airbus. De hecho, de acuerdo al artículo, China e India -los dos países con mayor población en el mundo- son mercados que deberían crecer en el futuro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here