MIENTRAS TANTO ¿QUÉ PASA CON LOS VUELOS DE “EXCEPCIÓN” DE OTRAS COMPAÑÍAS?

0
476

Esta semana un vuelo de Cubana de Aviación, gestionado por la Cancillería, voló de La Habana a Buenos Aires trayendo argentinos. Un chárter contratado por el gobierno de Estados Unidos a Eastern Airlines para recoger ciudadanos de ese país varados en Buenos Aires que venía en el tramo Miami-Ezeiza en ferry, subió unos 100 pasajeros por gestión de la Cancillería -los más vulnerables, dijeron- que según denunciaron quienes no pudieron volar pagaron U$S 1000 el tramo. La mitad del avión -unos 105 asientos- no fueron ocupados. Para esta semana se anunciaron y concretaron vuelos de Lufthansa, Air France y KLM (ver nota aparte) con la misión de repatriar europeos, también con el tramo de venida en ferry. Unos 750 asientos vacíos. La ANAC contabiliza para lo que resta de la semana un LATAM desde Costa Rica este viernes y otro de Cubana desde La Habana el sábado. Dentro del gobierno reconocen que hay dos posturas enfrentadas: Relaciones Exteriores, a quien le asignaron la responsabilidad de los argentinos varados en el exterior, y el Ministerio de Salud que busca por todos los medios frenar nuevas llegadas que puedan aumentar el número de infectados. La prioridad, por ahora, la tiene Salud. Hasta Amnistía Internacional se mostró preocupada esta semana por la cantidad de argentinos en el exterior que no pueden volver. La decisión de limitar la llegada de pasajeros desde el exterior a Ezeiza en 700 por día, implica que en el mejor de los casos se necesitarían casi tres vuelos diarios de aviones de fuselaje ancho durante 14 días si son 10.000 los varados o 21 días si son 15.000 para repatriarlos a todos. Mientras tanto quienes permanecen en el exterior reclaman, con el visto bueno de Relaciones Exteriores, que se los exima del impuesto PAIS que incrementa sus gastos en un 30%. Pero aquí el Ministerio de Economía predomina sobre los deseos de Cancillería. Otro tema que está cada vez más claro, sea por Aerolíneas Argentinas o cualquier otra compañía, es que los pasajes de repatriación no son gratis ni sirven los que ya habían pagado a otras empresas si estas no las endosan. Es más, hasta son caros.