TAMBIÉN AEROLÍNEAS ARGENTINAS DEBERÁ REPARAR UN B737-800NG POR FISURAS

0
331

Desde hace unas semanas, Boeing debe lidiar a nivel mundial, si algo le faltaba, con un nuevo problema en la familia B737. Después que Qantas anunciara que dejaba en tierra un B737 NG por este problema y que habrían de examinar otros 32 aviones de su flota, Boeing anunció que varias decenas de sus B737 NG en el mundo no podrán volar hasta que se revisen y eventualmente se reparen las fisuras en la estructura. Antes Corea del Sur había inmovilizado 9 aviones del mismo modelo en octubre, cinco de ellos de Korean Air. Ese mismo mes, la FAA ordenó la inspección de algunos B737 NG tras descubrir «fisuras estructurales» en un avión en China. La agencia federal pidió entonces que se inspeccione cada aparato antes de que alcancen los 30.000 ciclos. (Cada aterrizaje y despegue es un ciclo). Todos insisten en que no hay riesgos para los pasajeros, pero la reparación, que demanda tres semanas de tres turnos de trabajo, no es sencilla ni económica. En Aerolineas, durante un chequeo C, se detectó una de estas fisuras -donde se une el ala con el fuselaje- en uno de los dos B737-800 más antiguos (fabricados en 2001), aunque están en el rango de 26 a 30 mil ciclos. Boeing está capacitando a los técnicos de mantenimiento de la empresa argentina para encarar la reparación. El otro avión, casi gemelo (28 mil ciclos), entrará en revisión en otoño y los cuatro B737-700, con 30 mil ciclos, a fin del año próximo. El problema ahora para Aerolíneas es que se queda con seis aviones menos – los cinco B737MAX y el B737-800 – para encarar el inicio de la temporada alta.