LA FUTURA DUEÑA DE LOS CRJ DE PLUNA DEPOSITÓ GARANTÍA POR U$S 1 MILLÓN

0
97

La empresa estadounidense Strategic Air Finance (SAF), que ofertó US$ 11 millones por cada uno de los siete aviones Bombardier CRJ-900 que pertenecieron a Pluna, depositó US$ 1 millón como garantía del negocio que está a punto de concretar con la Asociación Uruguaya de Peritos (AUPE) que ejerce la sindicatura en el concurso judicial de Pluna S.A. La compañía hizo llegar su oferta directamente a AUPE, que dio cuenta del planteo a la jueza de concursos Teresita Rodríguez Mascardi, que a fines de junio habilitó a la sindicatura a firmar una carta de intención con la empresa. Luego de que se firme el contrato definitivo, la empresa estadounidense deberá depositar garantías complementarias en una cuenta bancaria que determinará la magistrada. La condición planteada por AUPE para realizar el negocio es que el pago de los US$ 77 millones se realice al contado y que la compañía se ocupe de trasladar los aviones a Miami. En función de la marcha del proceso y de no surgir ningún inconveniente, se estima que el primer avión partirá a mediados del mes próximo, y que los restantes seis lo harán en forma gradual desde esa fecha. Los siete aviones Bombardier CRJ-900 habían sido comprados por Pluna en 2008, bajo la gestión del empresario argentino Matías Campiani, quien está en prisión desde diciembre de 2013 por diversas irregularidades detectadas durante su actuación como gerente general de la aerolínea.