LA ANAC OBLIGÓ A ANDES A CANCELAR CHARTERS CON A320 QUE ANTERIORMENTE HABÍA AUTORIZADO

4
425

El jueves 19, Andes Líneas Aéreas debió cancelar sus vuelos chárter programados con A320 dejando pasajeros varados en Samaná, Punta Cana, Córdoba y Ezeiza, y a operadores turísticos al borde de un ataque de nervios. El viernes a última hora, después de un intenso trabajo sobre la documentación de los aviones (incluyó una prueba de tobogán en uno de los equipos por lo que hubo que esperar la llegada desde España del componente) y numerosas reuniones entre responsables de la empresa y directivos de la ANAC, Andes pudo comenzar a normalizar su operación con estos mismos aviones –la operación MD nunca se vio afectada– alquilados para la temporada a la empresa española Vueling, propiedad de Iberia, bajo la modalidad de wet lease (con tripulación). La ANAC justificó la medida en un comunicado sosteniendo que Andes “no ha cumplimentado aún con las normas y procedimientos del Reglamento de Aeronavegabilidad de la República Argentina para la operación de aeronaves de matrícula extranjera”. En la empresa sostienen que entregaron la documentación en tiempo y forma según lo requerido oportunamente por la autoridad. Lo extraño es que la empresa realizó vuelos a estos mismos destinos, bajo autorización de la ANAC, obviamente, durante 14 días hasta que llegó la suspensión. En la empresa prefieren concentrarse en normalizar la operación y no hacer comentarios sobre esta incongruencia. Desde la ANAC, consultados por Aviación News, sostienen que “en caso de que los vuelos hayan sido operados en nombre del explotador aéreo Andes, esta Administración va a instruir actuaciones por Presunta infracción, y luego de las etapas legales que correspondan (descargos y apelaciones), si corresponde, se labrará la infracción correspondiente”. Pero no aclara si las sanciones serían para la empresa o para los funcionarios de la ANAC que autorizaron una operación que luego cancelaron. Sin explicación lógica, históricos del organismo reconocen que existe una interna y hasta ubican las partes geográficamente en el edificio de Paseo Colón: “los del sexto contra los del segundo y viceversa”. Volar en la Argentina, como se ve, no es fácil.

4 Comentarios

  1. Lo más probable es que la empresa haya conseguido una autorización con carácter de «precario», vale decir que podía operar en un plazo dentro del que debía subsanar los inconvenientes administrativos, fenecido el plazo sin que se cumpliera con lo que se debía cumplir correspondía el cese de las operaciones.
    Por otra parte de haber existido una marcha atrás o contramarcha de la ANAC, la empresa bien podría accionar contra el Estado Nacional por los perjuicios causados, pero mientras nada de ésto se dice, se pone de manifiesto que a unos de los A 320 le faltaba uno de los toboganes, razón más que suficiente para que no volara, ya que en caso de emergencia o siniestro muchas serían las voves que se alzarían por «la falta de controles».
    Lo que sí llama poderosamente la atención y hasta parece irresponsable es la operación con MD 83 desde Ezeiza a Dominicana.

  2. No, no era precaria la autorización.

    La empresa no hace nada legal – estoy de acuerdo que debería – por temor a represalias.

    Los aviones A320 eran cero kilometro, no le faltaba ningún tobogán. Se lo hicieron probar y como sabes eso tiene su demora.

    El md lo usaron cuando la ANAC seguía sin aprobarle los A320 a principios de enero para no dejar pasajeros varados. Lee las declaraciones de Schiavi que no dice nada de lo que mencionas en tu comentario.

    Saludos.

  3. Disculpame Daniel, «Lo que sí llama poderosamente la atención y hasta parece irresponsable es la operación con MD 83 desde Ezeiza a Dominicana» me podes ayudar a entender tu comentario, no entiendo, muchas gracias.